Con los términos claros: el bioplástico como alternativa del plástico

La importancia de usar materiales compostables y biodegradables

La mejor manera de tomar responsabilidad como consumidor es conocer qué es lo que nos ofrecen las nuevas opciones sostenibles con referencia a los nuevos sustitutos del plástico. Existen muchas empresas tomando acción y es de vital importancia saber si el producto “biodegradable” que estamos comprando es de verdad biodegradable. Eventualmente todos los productos se van a biodegradar pero es necesario que suceda en un tiempo razonable para solucionar el problema. Que un producto se biodegrade en 500+ años no es una opción como lo hace el plástico hoy en día.

Recientemente ha entrado al Perú el plástico oxo-degradable. Estos son plásticos convencionales que cuentan con un aditivo que incentiva su fragmentación impulsado por las radiaciones UV y el calor. Eventualmente estos fragmentos de plástico se convierten en partículas o mejor dicho, en microplástico en el lapso de unos años.

El microplástico es escalofriante ya que los animales pueden ingerir estas partículas pensando que es comida o incluso se encuentran en su merienda del día a día (E.j. una gaviota que ingiera un pez que ya tenga microplásticos en el estómago). Eventualmente lo que va a suceder es que nosotros comencemos a ingerir estas partículas de plástico ya que se encuentran en nuestras comidas, ¿queremos de verdad un ceviche con microplásticos?

Como en Perú no estamos regulados, es muy fácil incluir la palabra biodegradable en esta nueva presentación del plástico porque simplemente se desmenuza de manera más rápida. Sin embargo, no existe evidencia alguna de que los microplásticos generados por esta fragmentación se biodegraden en un lapso de tiempo razonable. Según la revista Aljazeera, el Parlamento Europeo ha prohibido todos los productos oxo-degradables ya que no agregan ningún valor al final del ciclo de vida del producto y ocasionan mayores daños debido a que terminan siendo microplástico por siglos.

¿Y cuáles son mejores opciones para sustituir el plástico? Los plásticos biodegradables y compostables (bioplásticos) son la mejor opción. Es importante tener en cuenta que exista un sustento detrás de estos términos. No podemos comprar un producto biodegradable o compostable sin conocer en cuánto tiempo se biodegrada, quien lo respalda, bajo qué condiciones sucede y de dónde proviene el material usado en su fabricación.

Para entender mejor los términos, recurrimos a las definiciones usadas por la Asociación Europea de Bioplásticos. Por una parte, biodegradable consiste en que el producto cuenta con la propiedad inherente de que se biodegrade de forma natural a través de microorganismos como bacterias, hongos o algas. El proceso produce agua, biomasa y CO2. Por otro lado, compostable significa que el producto puede biodegradarse a un paso más acelerado cuando se cumplen ciertas condiciones en el ambiente de temperatura, humedad y microorganismos. Para sustentar los productos compostables, existen varias entidades internaciones que hacen análisis del producto para respaldar su biodegradación. Uno de ellos es el certificado EN 13432 del Comité Europeo que sustenta la compostabilidad en temperaturas de 58 grados Celsius y el certificado de OK Compost Home de TUV Austria, que en condiciones de temperatura ambiente prueba la biodegradabilidad del producto en cortos lapsos de tiempo. Todo bioplástico compostable es biodegradable, pero no al revés.

Lo que a veces no conocemos es el antes del producto; de dónde proviene. El  bioplástico puede ser originado a partir del petróleo. Al menos este tipo es biodegradable, pero sería mejor si estuviese hecho de un recurso que es renovable y redujera la contaminación de gases verdes. Los productos derivados del petróleo contaminan a grandes escalas y contribuyen al calentamiento global. Usualmente los plásticos compostables provienen de biomasa (maíz, yuca, alga) siendo un recurso renovable y disminuye el dióxido de carbono en el proceso de producción en más de un 60% según el análisis “Making Bioplastic” de World Centric. Por esa razón, debemos migrar a un mejor sustituto del plástico y hoy en día es el bioplástico hecho de biomasa y que sea compostable. Es por eso que en ékolo, usamos bolsas de basura hechas de almidón de maíz que son biodegradables y compostables. Si necesitas ver más información, te invitamos a nuestra página web para que puedas conocer más de nosotros:

www.ekolo.pe

  • Javier Chávez – CEO & Founder de ékolo

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *